La Monja El Refugio en Tlaquepaque leyenda.
11 julio 2022 17:07hrs
Jorge Kirschner
Azteca Noticias Jalisco

La leyenda de la monja de El Refugio en Tlaquepaque

En Jalisco abundan las leyendas de terror, una de ellas es la de la monja del Centro Cultural El Refugio, en Tlaquepaque y que anteriormente fue un hospital.

El Centro Cultural El Refugio en Tlaquepaque, Jalisco, fue un hospital médico y psiquiátrico que operó desde el año 1885 hasta 1979, las monjas josefinas en las últimas dos décadas del siglo XIX fueron las enfermeras y encargadas del nosocomio, pero según cuentan el espíritu de una de estas monjas aún se puede escuchar y observar en los pasillos y habitaciones del lugar.

En 1979 todas las monjas se fueron cuando el hospital dejó de funcionar, todas menos una. ¡Hay una monja, ahí sigue! como ánima en pena. En aquellos tiempos cuando el hospital atendía a enfermos, ya se hablaba del fantasma de la monja, no se supo exactamente cuál era su identidad, ni cuándo falleció, pero su presencia era misteriosa y sobrenatural, en el día no sucedía nada en el hospital, pero durante las noches silenciosas ella salía a andar por los pasillos y su sombra con la luz de las lámparas era muy característica, justo cuando sus compañeras rezaban en sus celdas, la monja entraba a las habitaciones de los enfermos delirantes y sin decir Ave María, posaba en la frente su mano helada y los pacientes mejoraban.

Te puede interesar: La leyenda que cuenta que algún día Guadalajara quedará en ruinas

La Escuela de terror | Post Mortem Extranormal

Un nuevo doctor, al conocer la historia se burló, pero al tercer día le sucedió lo esperado, al incrédulo galeno, durante una charla con su colega, de pronto se puso pálido, no pudo articular palabras, estaba aterrado, apuntaba hacia el pasillo, gritando: “¡La monja! ¡La monja!”, su compañero no veía nada, “una monjita de blanco”. La miró levitando y arrastrando una cadena con espantoso ruido, poco después desapareció.

Al día siguiente el nuevo médico se marchó y no regresó jamás.

Te puede interesar: La aterradora leyenda del Charro Negro que aparece en Jalisco

El espíritu de la monja descansará cuando descubran un tesoro

La leyenda dice que el espíritu en pena de la monja de El Refugio, descansará, cuando alguien descubra un tesoro, se cree que está escondido bajo la tierra, y hay una referencia; está en la fila 7 de las bancas, exáctamente donde le tocaba la misa en la capilla de El Refugio, el dinero sería de un millonario de Colotlán que tenía una grave enfermedad y que había contagiado a su hija del mismo mal. El hombre entregó a la monja el dinero antes de su muerte para el cuidado de su hija enferma, quería asegurarse que su hija fuera hospitalizada y curada con la mejor atención médica, desafortunadamente el hombre y su hija fallecieron y probablemente también la monja se contagió de la misma enfermedad y murió sin cumplir su promesa.

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Jalisco en Google News!
Contenido relacionado