atole de guayaba
26 octubre 2021 19:52hrs
Jessica Martin
Arte y cultura

Receta del tradicional atole de guayaba para el Altar de Muertos

Próximos al Día de Muertos nos disponemos a montar nuestro tradicional altar y ofrenda de muertos con rica comida.

El 02 de noviembre ya se acerca, lo que significa que todos los eventos aledaños al Día de Muertos como desfiles, concursos y disfraces de Catrinas y Catrines, puesta de Altares de Muertos y Ofrendas, así como la elaboración de calaveritas de azúcar y papel picado están a la orden del día.

Sin duda el Día de Muertos saca en los mexicanos el lado más creativo y ocurrente para poder lograr preciosas decoraciones con sal, aserrín y flores o pétalos de cempasúchil en altares y tumbas decoradas para recordar a nuestros fieles difuntos.

En la gastronomía no puede faltar el caso, y es que, en la típica ofrenda ponemos alimentos tradicionales de la cultura mexicana que además fueran del agrado del finado a quien recordamos en el altar.

Receta del atole de guayaba

Estamos seguros que a ti como a nosotros te encanta también esta festividad de otoño que no sólo recuerda a los que ya partieron, sino que nos brinda ocasión de honorar nuestro legado y celebrar la vida entre ricos olores, sabores y colores que llenan de misticismo nuestro país.

Seguro ya estás desempolvando las recetas familiares para alagar a los difuntos con su comida favorita hecha de la forma que en casa sabemos hacerlo, pero para que no sufras con la letra cursiva y las hojas amarillas, te traemos la receta del atole de guayaba.

Ingredientes:

· 10 piezas de guayabas, (lavadas y sin los extremos).
· ½ de taza azúcar.

· 250 gramos de masa de maíz.
· 2 varitas de canela.
· ½ litro de leche de nuestra preferencia.
· Agua, (aproximadamente 3 litros).

Preparación:

Primero deberemos lavar las guayabas, cortar los extremos y partir a la mitad o en cuatro para facilitar el siguiente proceso, después, meteremos la masa y una taza y media de agua a la licuadora.

Después, en una olla grande de barro o del material que sea de preferencia personal pondremos un litro y medio de agua con leche y canela a fuego medio-alto hasta que hierva. (Para que no se derrame, pondremos una palita de madera o cucharón de este mismo material cruzado sobre la olla).

Una vez que esté a punto de ebullición, entonces agregamos la mezcla de la licuadora y movemos despacio pero sin parar en movimientos circulares mientras agregamos de poco el azúcar, (puede ser refinada, moscabada o piloncillo molido).

Es importante remover constantemente al mismo sentido para evitar que el atole se corte y además que no se pegue en el fondo de la olla.

Cuando todo esté bien integrado, pasados unos minutos, dejaremos hervir sin hacer movimiento alguno por espacio de 15 minutos.

¡Y listo! Lo puedes servir caliente o tibio, con canela en polvo o raja encima, solo o acompañado de algún tamal o guiso tradicional que seguro con sus dulces aromas atraerá a muertos y vivos.

Te podría interesar: Una semana de eventos en Zapopan por Día de Muertos

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Jalisco en Google News!
Contenido relacionado
×