consecuencias piernas cruzadas.jpg
25 mayo 2022 15:08hrs
Sarah Jiménez
Tendencia y Viral

¿Cruzar las piernas es bueno o malo para la salud?

Tal vez esta sea una pregunta que nos hacemos constantemente, pues por comodidad cruzamos las piernas, pero no sabemos las repercusiones de esto en la salud.

Cruzar las piernas puede ser algo que hacemos constantemente, por comodidad o simplemente por cambiar de una posición que nos ha aburrido mientras hacemos diferentes actividades como trabajar, estudiar, tomar un café o simplemente en la convivencia diaria. Es por ello que es esencial saber los efectos que tiene esta postura en nuestro cuerpo.

Aquí te contaremos todas las consecuencias que podríamos sufrir tras cruzar las piernas, tanto a nivel articular como circulatorio, pues efectivamente cada postura que tomamos puede lastimarnos de alguna manera. Cabe destacar que debemos tomarnos espacios libres para poder estirarnos de vez en cuando y poder aclarar nuestra mente.

Inicia la jornada de refuerzo para menores de edad en Jalisco

Te puede interesar: ¿Cómo evitar el dolor de cabeza tras el uso de la computadora?

¿Es bueno o malo para la salud cruzar las piernas?

A continuación te presentaremos las consecuencias a nivel circulatorio:

  • Esta postura puede causar insuficiencia venosa, es por ello que el movimiento y la actividad física favorecen el retorno venoso y es necesario para evitar que pase a mayores. Aunque es un mito que cruzar las piernas provoque varices, estar sentado mucho tiempo agrava el cuadro de insuficiencia venosa.
  • Aumenta la presión arterial, pues la posición provoca que suba más sangre al corazón. Si una persona tiene riesgo de sufrir coágulos sanguíneos deben evitar cruzar las piernas, pues puede provocar una trombosis venosa profunda.
  • Es recomendable que aquellas personas que tienden a desmayarse mantenga la postura, pues la presión que ejerce una pierna sobre la otra provoca que la sangre suba al tórax e incremente la cantidad de sangre en el corazón, ayudando la disminución del riesgo de un desmayo.

A continuación te presentaremos las consecuencias a nivel articular:

  • Al cruzar las piernas provocamos una descompensación corporal, causando un desequilibrio pélvico. Esto causa que la columna vertebral también se desalinee y aumente la tensión muscular.
  • Provoca la parálisis del nervio peroneo común, situado detrás de la rodilla. La postura pone presión sobre el nervio del peroneo y causa adormecimiento en las piernas.
  • Alargamiento del músculo piriforme, el cual está situado detrás de la cadera y se alarga, lo que mejora la estabilidad de las articulaciones pélvicas.

En general, cruzar las piernas no es muy recomendable para nuestra salud, pues puede provocar estragos a nivel circulatorio y articular, aunque es falso que pueda provocar varices. Es por ello que te recomendamos evitar estas posturas y salir a caminar o estirarse constantemente para evitar agotamientos en el trabajo o escuela.

Te puede interesar: ¿Conoces el síndrome del trabajador o el “burnout”?

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Jalisco en Google News!
Contenido relacionado
×