Monika perrita rusa con protesis
22 noviembre 2021 13:11hrs
Sarah Jiménez
Tendencia y Viral

Monika, la perrita que vuelve a caminar tras ponerle 4 prótesis

Monika es una perra rusa que tras sobrevivir, le pusieron cuatro prótesis que le permitieron volver a caminar, su operación fue financiada en línea.

Hace dos semanas, la perrita Monika volvió a caminar tras ponerle cuatro prótesis de titanio por medio de una operación no tan común y financiada totalmente en línea. Aunque aún no se acostumbra a sus nuevas patas, Monika es capaz de volver a caminar y tener una nueva vida. Esta es la primera vez que se realiza una operación de este tipo, después de haberlo hecho en un gato en el año 2019.

“La suerte y la experiencia jugaron un gran rol”, mencionó Serguéi Gorshkov, el veterinario de 33 años que realizó dicha operación.

Monkika, perrita con cuatro protesis

Monika, una historia de esperanza

La historia de esta perrita se remonta desde diciembre de 2020, cuando fue encontrada agonizando con sus cuatro patas heridas, en un bosque de Krasnodar, en el sureste de Rusia. Gorshkov menciona que no sabe qué fue lo que le pasó, sin embargo, los voluntarios piensan que alguien le cortó sus patitas por crueldad.

Monika tiene alrededor de 2 y 4 años, que pudo haber terminado en una muerte dolorosa tras no recibir ayuda. No obstante, un grupo de voluntarios de Krasnodar se movilizó por ella. Alla Leonkina, fue la responsable de movilizarse con una amiga para salvar la vida de esta cachorra. Asimismo, crearon una fundación en línea para financiar una operación para el animal.

En un mes, el grupo de voluntarios logró recaudar más de 400.000 rublos, que equivalen a alrededor de 5.500 dólares. Asimismo, también fue financiada la creación de las prótesis de Monika, las cuales fueron realizadas con una impresora 3D. Desafortunadamente, una de ellas se rompió tras colocarla, por lo que tuvieron que volverla a hacer seis meses después.

Sus nuevas patas biónicas

Esta es la primera vez que se realiza este tipo de prótesis, además, menciona el veterinario que los huesos del animal estaban muy deformados. Las nuevas patas fueron creadas por la clínica BEST y fueron impresas con una aleación de titanio y níquel vanadio, lo que logró que su estructura permitiera la máxima osteointegración.

Diez días después de su operación, la perrita comenzó a dar sus primeros pasos. “Fue un éxito. Monika ya camina por sí misma y pronto regresará a su vida normal”, indicó el veterinario responsable. También comentó que cuando el proceso de osteointegración finalicé, la perrita podrá ser dada de alta en el hospital.

Afortunadamente, Monika ya tiene una familia en fila, pues Kasey Carlin, activista británica que dirige “Maggie the Wonder Dog”, un blog sobre perros con discapacidades, mencionó que estaba dispuesta a llevarse a Monika a Londres.

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Jalisco en Google News!
Contenido relacionado