El cambio climático ataca el Ártico: se derrite cuatro veces más rápido




16 diciembre 2021 09:12hrs
Sarah Jiménez
Clima

Cambio climático ataca el Ártico: se derrite cuatro veces más rápido

En los últimos años se ha reportado la situación crítica del Ártico, pues actualmente se está calentando más rápido que todo lo que resta del mundo.

El Ártico se está calentando dos veces más rápido que el resto del mundo. Dicha cifra que se encuentra en estudios científicos, informes de defensa, la prensa popular e incluso la evolución climática de la Organización de las Naciones Unidas (ONU, 2021), es incorrecta y oculta el verdadero resultado del calentamiento global en el norte, según científicos de la NASA.

Como conclusión a la investigación han llegado a poder afirmar que el Ártico se está calentando cuatro veces más rápido que el promedio mundial. “Todo mundo sabe que el Ártico es un canario en lo que respecta al cambio climático”, comenta Peter Jacobs, científico del clima en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, quien presentó el trabajo el 13 de diciembre en una reunión de la Unión Geofísica Estadounidense. “Sin embargo, lo estamos informando erróneamente por un factor de dos”, agrega el científico.

Los investigadores saben que el mundo se calienta más rápido en el extremo norte, debido a un fenómeno conocido como amplificación ártica. Los impulsores de la amplificación incluyen un mayor calentamiento solar, ya que el agua oscura del océano reemplaza el hielo marino reflectante junto con intrusiones ocasionales de calor tropical; esto ocasiona que sean transportadas al Ártico por “ríos atmosféricos”, causando desfiles de densas nubes que arrastran el vapor del agua hacia el norte.

deshielo en el ártico

¿Cuáles son las razones del incorrecto reporte sobre el deshielo del Ártico?

Los investigadores encontraron que el calentamiento del mismo se ha subestimado por varias razones. Uno es la tendencia de los científicos del clima a dividir cada hemisferio en tercios y etiquetar el área por encima de 60 grados al norte como el Ártico. Sin embargo, la verdadera definición del Ártico está definida por la inclinación de la Tierra, el Círculo Polar Ártico es una línea que comienza en 66,6ºN. Cuando las latitudes más bajas se agrupan, “estás diluyendo la cantidad de calentamiento del Ártico que estás recibiendo”, comenta Jacobs.

La otra diferencia es la elección de períodos de tiempo durante los cuales se calcula la tasa de calentamiento. Jacobs y sus colegas se centraron en los últimos 30 años, cuando surgió una tendencia lineal de calentamiento en el lugar. Los reportes que analizan las tendencias a largo plazo ven menos divergencia entre el Ártico y el mundo.

Antes de 1990, las temperaturas en el Ártico fluctuaban e incluso se enfriaban durante décadas debido a la contaminación del aire, incluidos los aerosoles de sulfato que bloquean la luz que llegaban desde las latitudes medias del norte, comenta Mark England, científico climático de la Universidad de California en Santa Cruz.

¿La razón de la situación? El cambio climático impulsado por los seres humanos frente a la variabilidad natural. Parte del aumento de la temperatura del Ártico podría deberse a los cambios de temperatura del Océano Atlántico en el siglo XX, que algunos científicos creen que son impulsados por la variabilidad intrínseca del océano.

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Jalisco en Google News!
Contenido relacionado